En el Archipiélago de Galápagos, una de las mayores atracciones científicas y turísticas del Ecuador, iniciará la construcción del primer aeropuerto ecológico del mundo. Se trata de un terminal aéreo cuya infraestructura y procedimientos de operación estarán sujetos a unos estándares ambientales bastante altos. Pues, tendrá ventilación e iluminación natural para así disminuir el consumo energético y la contaminación asociada a él.

Además, se espera que el edificio funcione durante las horas en que se pueda utilizar la luz natural; las fachadas serán de color claro para una mejor canalización de la iluminación; y se incorporarán sistemas de energía renovable como paneles fotovoltaicos para proporcionar el 25% de la demanda de energía del edificio y el 12% de la demanda total del aeropuerto.

El nuevo edificio será construido en las actuales instalaciones del aeropuerto Seymour -Baltra y estará bajo la administración de la Corporación América, concesionaria de 42 aeropuertos en el mundo, algunos de ellos ubicados en Argentina, Italia, Armenia y el propio Ecuador. La inversión inicial para este proyecto fue de 23 millones de dólares

Lo que buscan las autoridades con esto es que el nuevo servicio aeroportuario en Galápagos tenga el menor impacto ambiental para así preservar el Patrimonio Natural de la Humanidad, declarado así en 1978 por la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura; y que sin lugar a dudas constituye el atractivo más conocido y famoso del país.

Para mas informacion visita www.visitecuador.com.ec